Literatura, cine, teatro y diversión en 3er Arterrorífico la UAA

  • Los participantes del Primer Festival Arterrorífico posó con toda la actitud para la foto de recuerdo
  • Nuevamente el equipo Pangor se hizo ganadora de un premio entregado por el Dir. Fernando Baños
  • Divertidas escenificaciones realizaron los chicos como parte de las actividades

Por: Andrea Campos

El Club de Cine Debate de Terror este año se transformó en el Primer Festival “Arterrorífico” organizado por la Facultad de Psicología de la Universidad Americana de Acapulco, durante dos días consecutivos, en los que se realizaron actividades muy divertidas entorno a la literatura, el cine, teatro y dibujo de terror.

En entrevista, el Dir. de la Facultad de Psicología mencionó que en este Festival “la idea es llevar a cabo una serie de cursos y actividades alusivos al terror, específicamente para los estudiantes de la carrera de Psicología, donde ellos pongan a prueba su creatividad, integración en equipo y trabajar de manera colaborativa para que les sirva de experiencia aprendizaje y diversión”.

Durante las actividades participaron aproximadamente 25 alumnos de Psicología y otras carreras, que se reunieron en equipos para los concursos de dibujo, representación de escenas de terror, cine debate, en las que se ganaron premios sorpresas y se sortearon becas para un curso de Psicología Criminal.

En literatura se contó con la participación de un escritor de Sonora que fue el único que se recibió este año, pero que el próximo espera tener más concursantes, mencionó el Dir. Fernando Baños.

En respuesta a la pregunta de por qué utilizar el terror, Fernando Baños hizo referencia a una frase literaria, que “el terror siempre debe estar un paso adelante del buen gusto”. Yo creo que el aprendizaje debe ser algo que tiene que ser divertido, sacudir a los alumnos, sirviéndonos de un recurso que tiene un propósito muy claro, que es asustar, y es decirle a las personas que el monstruo es creación nuestra y está en nosotros también quitarle poder y transformarnos en el héroe que lo destruye y lo aparte. A veces implica un cierto reconocimiento que somos nosotros, con nuestras actitudes y comportamientos, los que contribuimos a ser ese monstruo”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *